Crónica de una historia diferente: Tarde de tenis junto a “Los Espartanos”

No vamos a hablar de la actualidad de Indian Wells, ni de Del Potro o si los cambios en el tenis mundial son positivos o no. Con Diario de Tenis tuvimos el placer de compartir una tarde con “Los Espartanos” en el penal de San Martín (Unidad 48) y queremos transmitir nuestras sensaciones.

Primero, agradecer a los amigos de Fundación NET (Que tienen un grupo de voluntarios espectaculares) por la invitación y permitirnos vivir en primera persona lo que mucho nos contaban. En la previa, nos habían avisado que los convocados para jugar “Wimbledon” estaban muy ansiosos por recibirnos, no es para menos: Una vez más, el deporte, en este caso el tenis, es una herramienta fundamental de inclusión y los chicos de la Fundación pregonan esto de verdad, con sentimiento puro y unas ganas que contagian. También es para destacar el aporte del ex tenista y actual coach Juan Pablo Brzezicki (participe de NET) y de Nicolás Kicker. Las distancias que imponen las situaciones están y estarán, pero por un rato, todos disfrutamos una hermosa tarde con el tenis como excusa.

Jugaron (antes que nada agradecieron “El que hayan regresado”), se divirtieron, compitieron y todos intentaron ganar. Bah, en realidad ya ganaron. Acostumbrados al encierro por su accionar en el pasado (que nadie juzgará en esta artículo), los muchachos nos cuentan que “El deporte nos salva, nos permite conocer gente, sumar valores y compartir buenos momentos”. En esta sintonía, un parrafo aparte para Eduardo “Coco” Oderigo, fundador de “Los Espartanos” y con muchísimos años de trayectoria y experiencia. Cada indicación de “Coco” es palabra santa para “Los Espartanos”.

Pasó el tenis y llegó el tiempo de que alguno se anime hablar…y ahí realmente se vivieron cosas movilizantes: “El deporte (fundamentalmente el rugby, en este caso el tenis) nos sirve para respetar a un compañero, indicarnos valores y generar una nueva chance”. Hay una frase que repitieron una y otra vez: “El deporte nos da una segunda oportunidad” y en eso profundiza Oderigo que explica lo siguiente: “El paso principal es que reconozcan el error. Desde ahí, se arranca de 0. No somos nadie para juzgar lo que hicieron pero si podemos ayudarlos, animarlos a esa segunda oportunidad. La directora del colegio (además cuentan con una pequeña sede de facultad) nos comenta siempre que es fácil detectar a “Los Espartanos”: Siempre miran a los ojos, cabeza levantada y apoyo entre ellos. Eso es clave, nada de sentirse avergonzados y a mirar para adelante”.

Llegó el momento de la despedida con fotos, charlas y el pedido de que la Fundación regrese. Seguramente lo harán, pero sin dudas que “Los Espartanos” se generan sus propias oportunidades y fuimos unos privilegiados por ser parte.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s