Roger Federer y una de las más increíbles remontadas en Roland Garros

Durante cuatro años consecutivos, desde 2005 a 2008, el objetivo de Roger Federer de convertirse en el sexto hombre en completar el Grand Slam fue truncado por Rafael Nadal en Roland Garros.

Por eso, cuando el cuatro veces campeón defensor cayó ante Robin Soderling en la cuarta ronda de 2009, Federer sabía que tenía una gran oportunidad de abrirse paso finalmente en la capital francesa. Un día después de la derrota de Nadal, Federer se encontró con el ex No. 2 del mundo Tommy Haas para pelear por una plaza en los cuartos de final.

El campeón del Mutua Madrid Open entró al partido con una racha de ocho victorias consecutivas, habiendo ganado siete enfrentamientos del ATP Head2Head consecutivos contra Haas, pero fue el alemán quien comenzó el partido de forma inspirada para aumentar los nervios de Federer en la pista Philippe-Chatrier.

“No estaba tomando el control de sus oportunidades”, dijo Haas. “Estaba cometiendo algunos errores no forzados más de lo habitual, y su golpe de derecha no funcionaba como siempre”.

A pesar de una buena actuación de Federer en el primer set, Haas dominó los intercambios desde la línea de fondo con su golpe de derecha y sirvió con poder y precisión en el desempate para llevarse el primer set. Luego duplicó su ventaja al hacerse con el segundo set, colocándose a tan solo uno de la victoria.

Después de tres finales consecutivas entre Nadal y Federer, la grada parisina comenzó a imaginar la posibilidad de perder a ambos tenistas en un período de 24 horas. Esos pensamientos se magnificaron cuando el partido alcanzó su punto más crucial en el tercer set.

Mientras Haas continuaba, el alemán se procuró una bola de break con 3-4, 30 y 40. Convertir esa ocasión habría significado que el alemán estaría sacando para ganar el partido a continuación.

Federer, que había luchado por encontrar su mejor nivel con la derecha, mantuvo el valor no solo para sobrevivir, sino para darle la vuelta al partido. Haas devolvió el segundo servicio de Federer con intención, atacando el revés de su oponente con un tiro cruzado. Pero Federer tenía otras ideas, moviendo los pies para golpear un ganador de derecha de adentro hacia afuera justo dentro de la línea.

“Cuando pegué ese golpe de derecha para salvar un punto de quiebre con 3-4 en el tercero, tuve la sensación de que podría ser un punto de inflexión en el partido”, dijo Federer.

El suizo mantuvo el servicio y ganó varios juegos consecutivos para llevar el partido a un cuarto set. A partir de ahí, Federer ganó 12 de 14 juegos para llegar a la línea de meta. Resultó ser una victoria crucial para Federer, que venció a Gael Monfils, Juan Martín del Potro y Soderling para levantar la Copa de los Mosqueteros por primera vez.

Con su triunfo en Roland Garros, Federer se unió a Fred Perry, Don Budge, Rod Laver, Roy Emerson y Andre Agassi como el sexto hombre en completar el Grand Slam.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s